Esponjas menstruales: qué son y cómo utilizarlas

publicado en: productos | 2

¿Sabías que una mujer utiliza más de 9.000 compresas y tampones durante su vida fértil y que estos productos, compuestos en su mayoría por plástico, tardan más de 300 años en degradarse? 

Por suerte, tenemos a nuestro alcance alternativas sostenibles para la regla que nos permiten cuidar del planeta y respetar nuestros valores. Son las esponjas menstruales

¿Esponjas? Sí, un método para recoger la sangre menstrual que ya utilizaban hace décadas nuestras antepasadas. ¿Te apetece conocer qué son las esponjas marinas para la regla y cómo utilizarlas

Pues sigue leyendo porque voy a despejar todas tus dudas.

¿Qué es una esponja menstrual y para qué sirve?

Una esponja menstrual, como su nombre indica, es una esponja de mar que se coloca dentro de la vagina para absorber el flujo de la regla. Así de sencillo.

Su uso es similar al de un tampón, aunque con la clara ventaja de ser una alternativa ecológica dado que la esponja es natural, biodegradable y reutilizable (con el consiguiente ahorro de dinero que esto implica).

Cuando la esponja concluye su vida útil (te puede durar hasta un año) la puedes desechar junto a la basura orgánica o incluso utilizarla como abono para tus plantas.

Qué son las esponjas menstruales para la regla

¿Por qué utilizar esponjas menstruales?

Utilizando productos sostenibles para la regla nos hacemos un favor como humanidad porque con este gesto estamos protegiendo nuestra casa y la de futuras generaciones: la Tierra

Pero, por si esto fuera poco, utilizando productos naturales para la menstruación estamos respetando y cuidando nuestro cuerpo. Te contaré por qué.

Las esponjas menstruales naturales son ergonómicas y se adaptan genial a la cavidad vaginal sin producir ninguna molestia. De hecho, si has utilizado tampones seguro que recuerdas la primera vez que intentaste ponerte uno. Esta primera experiencia suele ser poco agradable porque sentimos que cuesta encajarlo en nuestro interior correctamente. 

Esto no sucede con las esponjas menstruales simplemente porque son naturales, suaves y están libres de compuestos tóxicos como los que sí están presentes en tampones y compresas (cloro, rayón, dioxin, aditivos petroquímicos…).

Además, son hipoalergénicas y antibacterianas por lo que no te causarán irritaciones, picores o molestias. Interesante ¿verdad?

También te diré que las esponjas menstruales son aptas para cualquier mujer. Incluso si sufres algún problema de prolapso genital que te impide utilizar tampones o la copa menstrual, las esponjas pueden ser una buena alternativa. 

Y si eres de las que te gusta practicar sexo durante la regla, utilizando la esponja menstrual podrás controlar el sangrado sin temor a manchar.

Para que te hagas una idea, las esponjas menstruales suelen medir entre 5 y 8 centímetros. Tú misma puedes recortarlas según las necesidades de tu cuerpo y la cantidad de flujo que tengas, e incluso puedes combinar más de una si tienes reglas abundantes.

Las esponjas para la regla son una opción natural y ecológica

¿Cómo se utilizan las esponjas marinas menstruales?

Utilizar las esponjas menstruales tan solo requiere de práctica. Tras unos cuantos usos, puedes hacerte a ellas sin problemas. Te lo aseguro. El primer paso es colocarla. Veamos cómo.

Cómo colocar la esponja para la regla

Para colocar la esponja menstrual debes humedecerla con agua, escurrirla e introducirla en la vagina empujando suavemente con los dedos. 

Una vez que la lleves puesta no debes sentir ninguna molestia. Algunas mujeres en vez de humedecerla con agua, lo hacen aprovechando el flujo menstrual. El objetivo es conseguir que la esponja quede suave y flexible para colocarla con facilidad.

Puedes utilizar la esponja menstrual durante varias horas (entre 3 y 6 horas es lo habitual). La cantidad de flujo te dará la pista de cuál es el tiempo ideal para ti. Y, por supuesto, puedes hacer cualquier actividad mientras la llevas puesta, desde practicar deporte, hasta nadar o dormir.

Cómo sacar la esponja menstrual

Para sacar la esponja menstrual basta con introducir tus dedos hasta tocarla y tirar de ella hacia afuera con delicadeza. 

Si quieres facilitar la tarea puedes coser una cinta de algodón a la esponja para facilitar la extracción (similar al gesto que haces para retirar un tampón). 

Eso sí, ten en cuenta que cuando retiras la esponja necesitas tener un lavabo próximo a ti para poder enjuagarla dado que sale impregnada de sangre, como es lógico.

Como colocar la esponja menstrual

Cómo limpiar las esponjas menstruales

Cuando retires la esponja menstrual debes lavarla con abundante agua y puedes volver a colocártela. 

Una vez al día conviene aclararla y dejarla unas 12 horas en remojo con agua y una cucharadita de bicarbonato sódico o un chorrito de vinagre de manzana. También hay quien añade un par de gotitas de aceite de árbol de té por sus propiedades antibacterianas y antifúngicas. 

Nunca utilices jabones o productos químicos para limpiar la esponja menstrual porque puede dañarla y ya no cumpliría su función.

Puedes aprovechar la noche para hacer esta rutina de limpieza. Una vez transcurrido ese tiempo en remojo, escurre bien la esponja y ya estará lista para utilizarla otra vez. O bien, si ya has concluido tu ciclo, puedes dejarla secar al aire libre y, posteriormente, guardarla en su bolsita hasta el próximo mes.

¿Dónde comprar esponjas para la menstruación?

Cada vez más mujeres optan por alternativas ecológicas para la regla como las esponjas marinas, que hoy en día puedes encontrar en algunas farmacias y en tiendas especializadas en productos para la menstruación como Ilen

Por fortuna, la sociedad está tomando conciencia del daño que están causando al planeta las toneladas de desechos que vertimos a diario. Entre ellos los productos desechables para la regla como compresas y tampones. 

Para que te hagas una idea de la magnitud del problema comparto contigo esta cifra. Según un estudio elaborado por Women’s Environmental Network, tan solo en Reino Unido los tampones y las compresas generan alrededor de 200.000 toneladas de residuos cada año. Una auténtica barbaridad. 

Si estás decidida a hacer uso de la esponja menstrual, fíjate bien a la hora de hacer tu elección porque vas a encontrar dos tipos principales de esponjas para la regla en el mercado: las naturales y las sintéticas.

Mi recomendación es que optes siempre por las primeras: las esponjas de mar naturales.

Sin embargo, no todos los fabricantes de este producto cumplen con la normativa exigida y debes tenerlo en cuenta a la hora de comprar la esponja menstrual adecuada para evitar cualquier problema.

En Ilen tan solo encontrarás esponjas marinas cultivadas de forma sostenible en la costa mediterránea de Grecia y sin blanqueantes. De ahí su color marrón claro natural (las blanqueadas tienen un aspecto más amarillento y se deterioran más rápidamente). 

Cada esponja se cosecha con ética, respetando las raíces de la esponja para que pueda volver a crecer y favoreciendo que, durante la recolección, las células de las esponjas se liberen en el agua para fertilizar de nuevo.

La esponja: una alternativa sostenible para la regla

Ahora ya sabes qué son las esponjas menstruales y qué bondades te ofrecen frente otros productos desechables. Si te animas a probarlas, estás más que invitada a darte una vuelta por nuestra tienda online y descubrir todos los productos que tenemos para ti.

Además de las esponjas menstruales, tienes otras opciones reutilizables y ecológicas a tu alcance como la copa menstrual o las compresas de tela.

Y si te has quedado con alguna duda, déjamela en la zona de comentarios y te ayudo a resolverla encantada. También puedes contactar conmigo por teléfono, e-mail o Redes Sociales. 

Recuerda: cambiar nuestros hábitos ayuda a cambiar el mundo. ¿Estás dispuesta?

¿Quieres compartirlo?

2 Respuestas

  1. Eva

    Os agradezco tanto el trabajo qué hacéis! Es maravilloso! Ayer compré las esponjas y estoy deseando que me lleguen! Lo siento como un ritual de cuidado y belleza íntima.

    • ilendenda

      Gracias a ti por confiar en nosotras Eva y, encantadas de poder ayudarte 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad, así como la inclusión de datos en un fichero de titularidad deSara Garcia Cañedo con la finalidad de atender mi solicitud. *

Seremos muy cuidadosas con tus datos. Los trataremos así.